El Tratamiento del Dolor, consiste en un Enfoque Multimodal y Escalonado donde existen múltiples alternativas de tratamiento, como ser:
📌Analgésicos
📌Fisioterapia y Cambio de Hábitos
📌Infiltraciones y Procedimientos Mínimamente Invasivos
📌Neuroestimulación
📌Radiofrecuencia
📌Cirugía del Dolor: bomba de morfina

ESCALONES DEL TRATAMIENTO DEL DOLOR:
-El Primer Escalón del Tratamiento del Dolor se realiza con medicamento NO opidodes, como pueden ser los analgésicos tipo Paracetamol o los Antinflamatorios no esteroideos, aunque existen más medicamentos en este grupo. En general se utilizan para "dolores leves".
-El Segundo Escalón del Tratamiento del Dolor se realiza con opioides menores, como pueden ser codeina, dihidrocodeina o tramadol, y no excluye que se pueda tratar con medicamentos del primer escalón. En general se utilizan para "dolores moderados".
-El Tercer Escalón del Tratamiento del Dolor se realiza con opioides mayores, como pueden ser la morfina, fentanilo, oxicodona o buprenorfina, y no excluye el uso de medicamentos del primer escalón. En general se utilizan para "dolores severos".
-El Cuarto Escalón se define como el tratamiento del dolor mediante "Técnicas Invasivas". Se aplica a pacientes que con los escalones previos NO hemos conseguido mitigar el dolor de forma importante o al menos suficiente como para mejorar su calidad de vida. En este escalón es donde la Neurocirugía aporta, conjuntamente con los anestesistas, en el tratamiento de estos pacientes.
En el Cuarto Escalón se ubican las técnicas de infiltración (en distintas partes del organismo), colocación de sistemas para la infusión de medicamentos epidurales, bloqueos tronculares o de nervios periféricos o neurolisis (con distintas técnicas químicas o con radiofrecuencia).

Pero, por último y en casos más rebeldes al tratamiento, se realizan técnicas de infusión de medicamentos intradurales, estimulación medular de cordones posteriores, lesiones quirúrgicas en el Sistema Nervioso Central, o estimulación cerebral profunda para tratamiento del dolor. Estas técnicas son llevadas a cabo por neurocirujanos, aunque la indicación -como hemos comentado anteriormente- es realizarlas conjuntamente con los anestesistas.

PROCEDIMIENTOS PARA EL tratamiento del dolor rebelde al tratamiento o severo:
• Neuroestimulación medular: se lleva a cabo mediante la colocación de electrodos que se sitúan extradurales (por fuera de la duramadre), normalmente a nivel dorsal, pero también se pueden colocar a nivel cervical (o dependiendo de la zona de dolor). Estos electrodos crean una corriente eléctrica entre dos polos de forma que alteran la transmisión del dolor, creando al paciente una sensación agradable de "hormiguillas" (según la mayoría de los pacientes), y con dicha sensación se les quita el dolor, aunque mantiene la sensibilidad ante diferentes estímulos. Esta técnica se utiliza especialmente en pacientes con dolor neuropático en MMSS o MMII, pero tambien se ha utilizado en pacientes con Sd Regionales Complejos. Existen dos tipos principales de electrodos: los planos (que necesitan de una laminectomía para su colocación) y los filiformes (que se pueden colocar mediante una punción), teniendo cada uno de ellos unos beneficios frente al otro.
• Neuroestimulación periférica: se lleva a cabo mediante la colocación de electrodos (no exactamente iguales, pero similares a los anteriores), pero concretamente cuando existe algún nervio periférico concreto que esta dañado y genera un dolor neuropático.
• Colocación de bombas de infusión de medicamentos: estos sistemas consisten en un reservorio que se coloca debajo de la piel y mediante un catéter se introduce intradural, para poder introducir algún medicamento por dicha vía. Normalmente los medicamentos que se utilizan son morfina y/o bupivacaina (el primero es uno de los analgésicos más potentes que existe y el segundo es un anestésico), pero se pueden utilizar otros muchos medicamentos. Con esta vía podemos utilizar dosis más bajas que si se administraran esos medicamentos por vía sistémica, evitando casi todos los efectos secundarios de dichos medicamentos, ya que los administramos justo donde tienen que hacer su efecto. La bomba de infusión de medicamentos se puede programar desde el exterior por un sistema de telemetría, de forma que se va determinando la dosis y la forma de administración a cada paciente, y según el momento del dolor que sufre. Es más útil en el dolor nociceptivo.
• DREZ (del inglés Dorsal Root Entry Zone): es un tipo de intervención que se realiza en pacientes con dolor neuropático, normalmente tras lesión traumática (o de otro tipo) sobre el sistema nervioso central, en la que tenemos que realizar una laminectomía, y llevamos a cabo una lesión dentro de la medula, en la entrada de los nervios que llevan el dolor. Se utiliza en pocas ocasiones y solo en casos muy puntuales.
• Estimulación Cerebral Profunda para el dolor: es una técnica similar a la que utilizamos para el tratamiento de los trastornos del movimiento (Parkinson), en la cual introducimos un electrodo en los ganglios de la base, en una diana especifica, según para lo que queramos colocar la neuroestimulación. Posteriormente y mediante un generador que se sitúa debajo de la piel, se provoca un estímulo eléctrico que condiciona una respuesta en el cerebro. En el caso del dolor se lleva a cabo en una diana concreta (tálamo) y conseguimos anular el dolor en una zona muy amplia del organismo. Es especialmente útil cuando existe un dolor en todo un hemicuerpo, y de características neuropática, aunque también responde bien el dolor nociceptivo.No podemos olvidar que es una intervención craneal, por lo que debemos haber agotado previamente todas las opciones posibles.

Obras Sociales / Prepagas

 

Consultas


 
Abrir chat
¿Necesitas un turno con un especialista?